esenfrdeitptru

61953172_2715754091772685_8892946188295208960_o.jpg

61596706_2715762825105145_7937245029255348224_o.jpg

 

ESTUDIANTES FIRMARON PACTO POR UNA UNIVERSIDAD LIBRE DE VIOLENCIA

 

En respuesta a una convocatoria realizada por el equipo del Programa de Violencias y Géneros de la Universidad Nacional de Santiago del Estero, y en el marco de un nuevo 3 de junio, fecha en la que anualmente se realizan en todo el país la marcha de Ni una Menos; los/as referentes de los centros de estudiantes y los/as consejos/as estudiantiles, socializaron un documento construido y acordado colectivamente, en el cual se expresa acuerdos para el establecimiento y la promoción de vínculos más igualitarios y transformadores de las violencias patriarcales hacia adentro de la Universidad. Este documento es el resultado de varias jornadas de trabajo y compromiso conjunto, realizadas en el marco del “Ciclo de Formación: Cuestionando las violencias desde las aulas”, impulsado por el Programa.
Estuvieron presentes el rector Ing. Héctor Rubén Paz; la vicerrectora Mg. María Mercedes Díaz; la coordinadora del Programa de Violencias y Géneros, Lic. Rosa Isac y su equipo Johana Lacour y Virginia Palazzi; Decanos y Vicedecanos de las Unidades Académicas; Secretarios de Rectorado y de Facultades; miembros de la comunidad UNSE y medios de comunicación, que acompañaron este espacio llevado adelante por los/as estudiantes.


La Lic. Virginia Palazzi, responsable del Área de Comunicación del Programa de Violencias y Géneros, realizó la apertura del encuentro y recordó que, como cada 3 de junio, la convocatoria a la marcha con el lema Ni una Menos, se hace presente.
“Hoy 3 de junio por quinta vez consecutiva, marchamos en todo el país con un lema con nos ha unido para decir basta a la violencia contra las mujeres, niñas, jóvenes y adultas”, dijo Rosa Isac. Y agregó. “Los feminismos han podido en este proceso romper todas las barreras y llega a las casas, almacenes, espacios de poder, partidos políticos e instituciones para pensar dónde se encuentra el patriarcado y trabajar para cambiar esto”.

En este contexto, indicó Isac, junto a todas las agrupaciones estudiantiles “hemos discutido acerca de la diferencia entre la política tradicional y la política universitaria feminista y en este camino, hemos pensado, soñado y planificado cómo queremos ese horizonte hacia adelante con perspectiva de género”.

La Vicerrectora en su mensaje expresó: “Lo que hoy nos convoca trasciende la Universidad, en este 3 de junio que nos agrupa de nuevo en una marcha por el Ni una Menos. Dentro de la Universidad esto significa erradicar la violencia de las aulas y de todos los ámbitos institucionales. Creo y estamos convencidos, de que tenemos como paradigma de gestión trabajar en construir sobre la diferencia. Cuando aparece lo diferente y lo diverso, ahí es donde tenemos que construir”.
La Mg. Díaz felicitó a los/las estudiantes por esta “construcción colectiva que parte de la interpretación de que en la violencia no se puede construir”.

El Rector Paz, recordó el importante día en el cual el Consejo Superior de la UNSE aprobaba la creación del Programa de Géneros y Género. “Se ha dado institucionalidad al Programa, permitiendo un trabajo conjunto, que vemos que es con todos los estudiantes, que hoy van a firmar este pacto. Es la intención de que nuestra institución se comprometa en la lucha contra todo tipo de violencia hacia las mujeres”.
“Hoy podemos decir que la calidad institucional está muy relacionada y ligada con estos importantes avances, como la creación del Programa de Géneros y Género, del Área de Mediación Institucional y del Área de Derechos Humanos en la UNSE”, remarcó al tiempo que agregó que estos nuevos espacios brindan un nivel institucional a todas las luchas, de todos los sectores, en un marco de respeto y tolerancia”.

61984986_2715753845106043_2095639346878087168_o.jpg

61964040_2715751671772927_3325786850253078528_o.jpg


Documentos
Mariana Autalán, Lourdes Torres Quinteros y Camila Esperguín, en representación de los/as estudiantes, explicaron la importancia de camino transitado en la elaboración de los documentos y de los espacios promovidos desde el PGyV, a través de los cuales se generó el espacio para la reflexión, el debate, la crítica y el compromiso colectivo.
En un primer momento, leyeron el documento denominado: “Pacto de las agrupaciones estudiantiles de la UNSE por una universidad libre de violencias”, fruto del trabajo colectivo de reflexión.
Compartimos el texto completo:

Lxs representantes de las diferentes organizaciones estudiantiles nos comprometemos a llevar a cabo las siguientes acciones para transformar la cultura de la universidad. Porque entendemos nuestro rol en la comunidad universitaria y sabemos la gran responsabilidad que tenemos.

1) Queremos tener secretarías de géneros en los órganos gremiales, es decir, en cada Centro de Estudiantes. Sabemos que eso implica modificar los estatutos, por lo que primero nos comprometemos a crear comisiones de trabajo con representación por agrupación, en cada Facultad, hasta que esta puedan crearse las secretarías, respaldades en el Programa de Géneros y violencias.

2) En esas comisiones vamos a elaborar un protocolo único que sea mediador entre el PGyV y les estudiantes ante cada caso. Necesitamos formarnos para poder colaborar cuando nos lleguen situaciones, sin re-victimizar.

3) Otra tarea de la comisión será la de generar espacios de discusión colectiva como asambleas feministas, interagrupaciones e interfacultades. Entendemos al diálogo como la mejor herramienta para seguir construyendo acuerdos.

4) Transformar los estatutos de los centros en clave feminista, es decir, que cuestionen todo tipo de desigualdades.

5) Entre las mujeres de las organizaciones se promoverán lazos sororos, sobre todo si hay una organización que tiene algún compañero que ha ejercido violencias.

6) Si alguna agrupación tiene compañeros acusados de haber ejercido violencias, nos vamos a responsabizar de eso, sin hacer un uso político de la política feminista.

7) En cualquier debate y ante diferencias políticas, estas se van a plantear sólo en el plano de las ideas, sin personalizar y mucho menos haciendo alusión a la identidad de género u orientación sexual.

8) Las lógicas referenciales son masculinas, nos comprometemos a discutirlas para transformarlas.

9) Para las elecciones, vamos a conformar listas con paridad de géneros.

10) Las compañeras nos comprometemos a poner por delante nuestro vínculo entre mujeres que a las diferencias políticas.

11) Los compañeros nos comprometemos a iniciar procesos de debate para poder hacer visibles nuestros privilegios y poder transformarlos.

 

61829930_2715752238439537_921512798456905728_o.jpg

 

Posteriormente, los/las estudiantes leyeron un Petitorio, el cual compartimos completo:

Dado que las agrupaciones estudiantiles de la UNSE nos hemos comprometido a erradicar todo tipo de violencias en la medida que esté a nuestro alcance, sabemos que hay cosas que no podemos transformar sólo como claustro estudiantil sino que son competencia por sobre todo de quienes conducen la Universidad. En ese sentido, queremos expresar a través de este petitorio, los compromisos que necesitamos que se vayan cumplimentando para cambiar la cultura patriarcal en la UNSE.

1) Es imprescindible que como UNSE se trabaje para la aplicación de manera integral la Ley Micaela, esta implica, también la transversalización de perspectiva de géneros en las facultades y a cada una de las materias que conforman los planes de estudio.

2) Que medien mecanismos de cuidados a consejeres estudiantiles, sobre todo cuando denuncian alguna situación en su carácter de representación al claustro docente. En ese sentido, es importante el compromiso de las autoridades y de todas las áreas existentes de trabajar para transformar en lo simbólico, en lo práctico y en lo administrativo, la subalternidad del claustro de estudiantes.

3) Hay situaciones de mucha vulnerabilidad que les estudiantes atravesamos en las aulas, en los exámenes que necesitan de una intervención integral de las autoridades y áreas pertinentes para evitar la deserción y/o victimización o revictimización del/las estudiantes.

4) En este sentido, les pedimos como nuestras autoridades y representantes que puedan/ podamos ir transformando las reglamentaciones y/o los procesos administrativos con perspectiva de géneros y derechos humanos para alcanzar el objetivo de una universidad libre de violencias y discriminaciones.

5) Que se acompañe, en la construcción de todos los mecanismos que podamos proponer, para garantizar el ejercicio de la representatividad que nos otorgan las elecciones de nuestro claustro, tanto en los espacios institucionales de co gobierno como en los gremiales, para que sea efectiva dicha representación.

 

61894342_2715751158439645_8917188456887615488_o.jpg

0
0
0
s2smodern